Blog Post

3 Consejos básicos para evitar problemas con tu impresora

3 Consejos básicos para evitar problemas con tu impresora

1 2 3 4

3 consejos básicos para evitar problemas con tu impresora

Existen pequeños trucos al alcance de cualquiera de nosotros que son muy sencillos de realizar y que pueden evitarnos problemas con la impresora. Si adquirimos ciertos hábitos a la hora de utilizar la impresora y tomamos algunas precauciones conseguiremos trabajar con ella durante mucho tiempo sin ningún tipo de complicación.

Una de las cosas más básicas es cuándo debemos de encender el dispositivo. Aunque cada modelo de impresora tiene sus características es bastante habitual que los buffers de la impresora acumulen cierta cantidad de datos basura. Estos datos son enviados al puerto en el momento de arrancar lo que ralentiza o incluso bloquea el proceso. Por norma general la impresora se debe de encender una vez que el ordenador ya ha arrancado y ha cargado su sistema operativo y se debe de apagar después de apagar la CPU. De este modo nos ahorraremos problemas y todo funcionará más rápido y de una forma más efectiva.

Problemas con la tinta y el toner

Tanto si tenemos una impresora de tinta como de toner podemos ahorrar mucho dinero al utilizar cartuchos compatibles reciclados. Existen modelos para las principales marcas, tanto HP,  cartucho compatible HP nº 364XL Negro   ,como Canon, cartucho compatible Canon CLI-8BK Negro , o Brother, cartucho compatible Brother LC1100M / LC980M Magenta  ,entre otros muchos.

Pero el problema de la tinta es que si se pasa mucho tiempo sin utilizar esta se puede secar y obstruir las toberas. En estos casos un truco muy útil para conseguir desobturarlas es imprimir varias páginas en las que tengamos un amplio cuadro en negro. Si la obstrucción no es muy grande con esto suele ser suficiente para que se arregle el problema.

Cuándo queda poco toner

A veces aun queda toner en el depósito pero las impresiones salen con líneas blancas o se enciende la señal de que cambiemos el cartucho. En estos casos lo mejor es retirarlo y moverlo suavemente para que el polvillo del toner se distribuya de forma uniforme. Una vez vuelto a colocar normalmente podemos seguir imprimiendo sin problemas hasta que se termina totalmente el cartucho.

1 2 3 4

Related Posts